Santagloria y MasQMenos presentan la nueva imagen de sus locales

Santagloria, referente de panadería artesanal y de cafeterías, operada por el Grupo FoodBox, presenta nueva imagen en dos establecimientos de Barcelona.

Santagloria2

El remodeling se ha realizado en los locales situados en las calles Craywink y Sabino Arana de Barcelona. Ambos establecimientos  estrenan la imagen que tendrán los nuevos locales de la marca a partir de ahora, y que será también la imagen para los establecimientos que quieran renovar la actual.

En este restyling, Santagloria vuelve a sus orígenes, recurriendo para ello a materiales nobles como la madera y el mármol para conseguir un ambiente más acogedor. La nueva puesta en escena tiene como objetivo recrear el salón de una casa y hacerlo con diferentes ambientes para poder satisfacer a todos los gustos, desde el  consumidor más clásico al más ecléctico.

Estancias con butacas y mesas de madera con una iluminación más cálida y un pantone para las paredes en color crema crean un ambiente que invita a disfrutar leyendo o charlando mientras se degusta los productos de la marca.

En el nuevo trabajo, la barra gana en relevancia haciendo que el expositor de barras de pan y de bollería sean los auténticos protagonistas de la estancia.

…Y MasQMenos, también

MasQmenos VelazquezY también la cadena de restaurantes de Jamón & Tapas MásQMenos, de Foodbox ha cambiado la imagen a tres de sus establecimientos, dos de ellos en Barcelona, en Gran Vía de les Corts Catalanas y Rambla de Catalunya, y otro en Madrid, en la calle Velázquez.

Con la nueva imagen abrirán los establecimientos que la marca tiene previsto inaugurar tanto dentro como fuera de nuestro país. El restyling, además, lo podrán llevar a cabo cualquiera de los locales ya existentes que deseen refrescar su imagen. La remodelación ha mantenido intacta la esencia y las señas de identidad de la marca, como las lamas de madera horizontales, los techos negros y las luces indirectas, a la vez que ha  buscado recrear un ambiente más moderno y actual. La iluminación con tonos más cálidos genera una atmosfera más acogedora  y  el  nuevo mobiliario, de estilo clásico renovado tiene una personalidad versátil que se adapta bien a los distintos momentos del día y del consumo, contribuyendo a crear un ambiente confortable que invita a quedarse y a alargar la estancia en él.

El nuevo acondicionamiento ha sustituido los jamones que colgaban del techo por vegetales y la imagen del nuevo logo que aportan un nuevo colorido a la sala, y la barra -sobre la que se ha colocado una estructura metálica- se convierte en un referente de la nueva identidad.