Le Kiosque à Pizzas estrena su primer kiosco en España

El primer Le Kiosque à Pizzas de España se encuentra en la localidad de Parla (Madrid).

El primer Le Kiosque à Pizzas de España se encuentra en la localidad de Parla (Madrid).

La empresa francesa Le Kiosque à Pizzas, dedicada a la elaboración y venta de pizzas artesanales para llevar, ha llegado con su primer kiosco a España al municipio madrileño de Parla, concretamente junto a la gasolinera Atenoil situada del centro comercial El Ferial (Calle de Pinto, s/n, 28980) y gestionada por la sociedad española de KAP Ibérica Restaurantes, S.L.

El kiosco de pizza cuenta con 11 metros cuadrados de superficie complemente equipado y decorado. Presenta una carta de hasta 40 pizzas clásicas y especiales en dos tamaños para 2 o 4 personas, y opciones individuales como el Kiosquito que se cocinan al horno de piedra y pensadas principalmente para el take away. Para su gestión se han contratado dos personas que atenderán al público en horario de 13:00 a 16:30 y de 19:00 a 22:30 horas de lunes a domingo.

Le Kiosque à Pizzas ha llegado así a un acuerdo con Atenoil, una compañía propietaria y operadora de Estaciones de Servicio multimarca que opera en todo el territorio español, con el objetivo de incorporar la venta de pizzas a su oferta.

Thierry Rousset, director de expansión en España y Portugal de Le Kiosque à Pizzas destaca que:“estamos muy satisfechos de la llegada de Le Kiosque à Pizzas a España y con la alianza con Atenoil. Hemos tardado más de lo esperado en aterrizar en España por distintos motivos, pero este es el punto inicial de un interesante proceso de expansión que vamos a llevar a cabo en el país”.

La marca francesa cuenta con más de 450 kioscos en Francia y de siete en Portugal. Además, continuará creciendo en su país de origen ya que se prevé que termine el año con más de 500 unidades y también ha firmado un acuerdo para su desarrollo en Benelux. En España este se trata del primer punto de venta de Le Kiosque à Pizzas y próximamente se abrirá una segunda unidad en la Comunidad Valenciana.

La marca francesa ha conseguido un éxito increíble en Francia. El secreto reside en la calidad del producto, ya que la masa se elabora in situ cada día de manera artesanal con harinas especiales suministradas desde Francia y en horno de piedra. Además, cada pizzero afiliado tiene la opción de diseñar unas 15 pizzas propias incorporando ingredientes locales.